12 de julho de 2011
0 comentarios

Xogo - Retro: Golvellius (MSX/Master System/Iphone)

7/12/2011
 carátula "trabajada" de SMS con moco incluído

"This is a tale of days when demons tormented the world. In the kingdom of Alied, nestled in a quiet valley, basked in peace, for water, people found it necessary to visit the valley bottom. Tales of encounters with demons there increased thus causing much fear. So deep was his concern for his people, king Alied fell severly ill. Only a herb named "MEA" found at the valley bottom could save him. Over all objections, Princess Rena went in search of the herb but failed to return. Fear and unrest among the people only continued to grow. A wandering youth, Kelesis went down into the valley depths in search of Rena. There, Kelesis found the entrance to a strange cave in a dying river valley"

Resumiendo y al cristiano: todo empieza cuando un demonio llamado Golvellius decide atormentar al pacífico reino de Alied. Será durante una de sus tropelías, cuando provocará en el monarca un estado de enfermedad bastante grave y a todas luces mortal. Pero el rey no está solo, y será su hija; princesa y heredera de dicho reino, quien preocupada por la salud de su padre enviará a un guerrero valeroso en busca de una posible cura para su malestar. Dicho remedio sólo puede extraerse de la cocción de una hierba (llamada "MEA" :-O sin comentarios...), la cual crece en el fondo de un valle infestado por todo tipo de criaturas. Y nosotros, como Kelesis, un joven y apuesto guerrero de pelo verde valiente como pocos, seremos finalmente el escogido para la tarea. 

 
 inicio versión Master System

Así comienza la aventura de Golvellius, un título original de MSX que más tarde acabaría teniendo su propia versión en Master System, y que incluso actualmente sigue aportando beneficios como así se presupone de la última entrega descargable para Iphone QS (2009), muy similar en todos los aspectos a su homónima de SEGA.

Mi primer encuentro con Golvellius fue como muchos otros tantos juegos cuando crío, y lo hizo a través de una foto promocional de aquellas que se incluían en los catálogos que por entonces venían en el interior de las cajas. En concreto el que venía dentro del Golden Axe para el mismo sistema y que conservo nuevo como desde el primer día. La imagen, similar a la anterior de más arriba, suponía una ventana a la ensoñación para los ojos de un niño que apenas había descubierto el mundo de los videojuegos, y que daba lugar a imaginar todos los muchos secretos que se escondían tras ella.

Pero por suerte o por desgracia según desde el prisma en que se mire, con el paso de los años acabaría dándome cuenta de que el juego no era tanto como yo creía, y que al menos me había librado de invertir tiempo y dinero habiendo otros títulos mucho mejores.

Y es que Golvellius a pesar de las intenciones, es uno de esos juegos con potencial agobiado por la escasez de posibilidades; sobre todo si lo comparamos con otros juegos que salieron en el mismo año. Es obvio que la tecnología del momento todavía estaba en pañales, pero no era ninguna excusa cuando acababan de salir joyas como Wonderboy in Monster Land. De hecho fue con éste y no con el título de este análisis con el que me hice finalmente, y la verdad que no puedo estar más contento de haber tomado tal decisión.

el mapeado al menos es extenso...

Aún así, Golvellius es un RPG de la vieja escuela que se deja disfrutar. Sin embargo, a título personal, me quedo con otras opciones del mismo corte. Porque a Golvellius, y pese a querer ser un buen juego de rol, se queda en nada más que un intento muy por detrás de lo mostrado por el mencionado "chico maravilla", alias Wonderboy.

Golvellius llegaría al mercado en el año 1987 para MSX desarrollado por los japoneses de Compile , y artífices de títulos como Choplifter, Ghostbusters, R-type, Sonic Classics y la saga Aleste entre otros muchos. Profesionales bastante cualificados que acabarían sacando no sólo juegos para el mencionado MSX, sino también para recreativas y conversiones destinadas a consolas de las primeras generaciones. 

En Master System principalmente, Golvellius vería la luz justo después de la versión de MSX bajo el sobrenombre de Valley of Doom. Un juego que a diferencia del original, disponía de un entramado diferente de mazmorras y que servíría de base gráfica para el fallido Golvellius 2 de MSX2; título que nunca llegaría a salir. Lo cierto es que el final de Golvellius daba para una secuela pero...

El objetivo del juego será conseguir 7 cristales ocultos en el corazón de cada uno de los Bosses enemigos caídos al final de las mazmorras, y que juntos formarán la llave de paso para ir al encuentro del demonio da nombre al juego.

Este análisis toma de base la versión de Master System.

El primer Boss en Master system

Gráficos

De todas las versiones disponibles, quizás sea la de Sega Master System la que ostente un mejor acabado técnicamente (aunque en realidad y como veremos no sea tan sorprendente). La capacidad gráfica de MSX no llegaba a la cota gráfica impuesta por la máquina de 8 bits, así que una vez puesta toda la carne en el asador por parte de los desarrolladores, sería la negra de Sega la que acabaría entrando por los ojos a la mayoría de los posibles compradores.

El juego --siempre dependiendo de la zona en la que nos encontremos-- alterna pantallas de scroll horizontal con algunas de construcción vertical e incluso cenital, siendo las primeras en su mayoría, las mejor trabajadas desde el punto de vista del diseño, a pesar de que tampoco son claros referentes del verdadero potencial gráfico de la consola. Ésto se nota en los modelos y  animaciones del juego, los cuales a pesar de que en todo momento son muy visibles por parte del usuario, no sientan base alguna debido a su tosquedad, muy por debajo de la capacidad técnica de Master System e incluso de lo que podía hacer el propio MSX.

Por si fuera poco, Golvellius copia exageradamente de los clásicos: The Legend of Zelda (en esencia es el mismo juego, pero como dice el dicho "más y mejor"), y Wonder Boy in Monster Land (de quien toma descaradamente enemigos, planteamientos y situaciones. Porque desde las conversaciones  hasta los personajes, pasando por algunos de los enemigos, cualquiera diría que el diseño era el mismo para ambos juegos.

Si quisiéramos buscar un punto a favor, ese sin duda no lo habríamos encontrado en los escenarios. Tremendamente repetitivos y pobres, lo único que los salva de la quema es el uso intensivo de la paleta de colores, limitándose tan sólo a cambiarla y a añadir diferentes elementos como árboles, rocas, ríos, puentes, etc, según convenga. El mapeado al completo sin embargo, da la sensación de ser bastante extenso y de asegurarnos horas de entretenimiento. Pero la calidad general, a excepción de algunas localizaciones, es bastante pobre.

De la quema se salva el propósito de dotar a enemigos y personajes con cierto aire caricaturesco. Muy cómico y acorde con los videjuegos del momento. Lástima de sus animaciones.

lo malo de esta pantalla es que las siguientes son iguales

Sonido

Con unos ficheros de audio divertidos, variados y melodiosos, la banda sonora de Golvellius se agradece y acompaña perfectamente la partida sin llegar a cansar. Sin embargo, y puesto que no goza de un tema destacable que la haga recordar, la puntuamos junto con el resto de los efectos sonoros como "Correcto".

Jugabilidad

Para mi gusto, desastrosa y con defectos. Si ya de por sí es difícil manejar el juego con el pad genérico, más lo es si lo limitamos. El no poder moverse diagonalmente, hace muy complicado poder golpear a los enemigos ya que uno debe estar exactamente en su misma línea para hacerlo. Eso sin contar que no podamos nunca girarnos hacia atrás estando siempre del mismo lado, y por consiguiente, limitando nuestra capacidad para atacar. No entiendo realmente porque no se ha implementado una animación para ello. De todos modos el juego se deja hacer tras quedarnos claras nuestras limitaciones, aunque esta pequeña tara nos hará perder la partida en multitud de ocasiones, más de las que quisiéramos.

Comenzaremos --como en todo Rpg que se precie-- con nuestras características e inventario al nivel mínimo, que podremos ir mejorando a medida que vayamos descubriendo pantallas y destruyendo a enemigos. Nuestra vida, que vendrá representada a través de una barra horizontal de color rojo, se irá vaciando a medida que vayamos recibiendo daños. Será la única vida que tengamos, pero el juego nos dará la posibilidad de rellenarla mediante pociones que funcionarán del mismo modo que los Revival y corazones vistos en la serie Wonderboy.

A lo largo de toda la aventura nos encontraremos con diferentes personajes. Vendedores, sanadores e incluso hadas que simplemente nos darán consejos. Pero llegar a éstos sólo será posible si encontramos unos agujeros. Ocultos y repartidos por todo el mapa, accederemos a ellos siempre y cuando matemos a nuestros enemigos. A veces uno, a veces dos, y en ocasiones a muchos más. Si vemos que en alguna zona no se abre un agujero, es cuestión de seguir moviéndose y probando hasta dar con el enemigo que nos lo muestre. Pero lo más curioso es que al entrar en uno de estos huecos, nuestra vista lateral pasará a ser idéntica a la de cualquier arcade de scroll vertical. Aquí siempre nos desplazaremos hacia arriba hasta encontrar a una especie de "boss" final al que derrotar. Habrá que tener ojo en este punto, ya que debido a que la pantalla avanza tras nosotros, si nos quedamos atascados en una zona sin salida saldremos al punto de partida, obligándonos a hacer todo de nuevo desde el principio del agujero.

El juego ofrece la posibilidad de que, en caso de morir nuestro personaje, el jugador pueda acceder mediante contraseña al último punto donde nos encontrábamos. 

Pantalla de inicio en la versión de MSX

En conclusión:

Golvellius es un clon de The Legend of Zelda, cuya versión de Master System es de todas la que gráficamente resulta más agradable y por contenido extensa. No ofrece grandes retos y su jugabilidad es mediocre (a nivel personal) pero que seguro te hará pasar un buen momento. De duración ajustada y al estilo de los juegos de antes, el no poder guardar partida como en la actualidad, obliga al jugador a hacer demasiados intentos hasta terminarlo. 

Muy recomendable (obviando sus defectos) si te gustan los rpgs de antes de corte Final Fantasy I, Khnighs of Xentar o el  mismísimo The Legend of Zelda.

Curiosidades

-Sus creadores nunca finalizaron la historia del juego en MSX ya que contaban con hacerlo en MSX2; mucho menos limitado a nivel de hardware.

-Como dato adicional y a modo de curiosidad para los hispanohablantes, decir que la susodicha hierba es conocida en el reino de Alied como "MEA", y posiblemente el producto de su cocción se le haya atribuido la denominación de Meado. Vamos, que prefiero marihuana...

-Golvellius se considera en algunos círculos como el primer clon de The Legend of Zelda. Más largo, y mucho mejor técnicamente.

Nada más. Os dejo con un vídeo y unas imágenes. Hasta la próxima entrada :)

Pantallazos de MSX


Pantallazos de Master System
   

Versión de Iphone
  

Si te ha gustado, comparte la entrada :

0 comentarios:

Postar um comentário

Échale un vistazo a todas las entradas de RetroNewGames

 
Toggle Footer
Top