25 de setembro de 2015
2 comentarios

Diez pistas para reconocer a un Troll-Sabelotodo

9/25/2015
De un tiempo a esta parte, más de lo que desearía en realidad, me he dado cuenta de que además de toda esa gente que pueblan foros, canales, redes sociales y podcasts, existen entre ellos personas con ínfulas de maestro y verborrea presuntuosa a la hora de expresarse cuando hablan o escriben sobre videojuegos, o aportando cualquier otro dato técnico e incluso de carácter filosofal; siempre intentando batirse en su mayoría en aburridas e interminables batallas dialécticas, pero por encima de todo intentando hacer valer como dogma sus conceptos y preceptos e imponer a toda costa su razón.

muuultipase

Es difícil reconocerlos, pues algunos incluso parecen ser inteligentes y disfrutar de sólidos argumentos, aunque si uno es frío y sabe analizar correctamente cada una de sus palabras, verá que tras su máscara de experto y entendido en realidad se oculta el rostro de un auténtico troll.

Por eso, y porque me consta que más de uno habéis lidiado con este tipo de personajes perjudiciales a todas luces para la salud mental, que he decidido reseñar un pequeño artículo donde con diez sencillas pistas podréis averiguar si vuestro interlocutor es o no uno de ellos. Si bien no quiero dar a entender que por necesidad el reunir alguna de las condiciones implique encontrarnos ante tales elementos, lo cierto es que de cumplirse algunas de ellas en el mismo individuo debería de hacer saltar la alarma y pensar en su posibilidad.
mmmmmm... ¡¡AQUÍ MANDO YO!!

Comenzamos:

Diez pistas para reconocer a un Troll/Sabelotodo.

1-Suelen apuntarse a todos los saraos y conversaciones. 

Aunque no los hayan reclamado para ello. Disfrutan metiéndose en conversaciones ajenas y aportando opiniones aunque nunca se las hayan solicitado, sobre todo si en el tema a tratar gozan de cierto conocimiento. En el caso de las redes sociales como Twitter y dado la limitación de los caracteres, gustan de separar los mensajes numerándolos hasta que por fin hayan dicho todo lo que tenían que decir. En el mejor de los casos nadie les hará caso, pero como a alguno se le dé por entrarle al trapo las palomitas y el salseo está más que asegurado. -10 de aburrimiento si coinciden dos sabelotodos. Impagable.

2-Si suenan amargados, es que lo están. 

Casi nunca están a gusto con lo que juegan y aprovechan cualquier momento para hacerlo saber. En realidad al resto de la gente poco o nada les importa su vida videojugona, pero ellos lo cuentan como si hubiéramos pagado por ello y además nos tuviéramos que aguantar. Lo gracioso es que a pesar de estar disgustados son los primeros en soltar de cartera y claro, después vienen las quejas.

3-Se retroalimentan consigo mismos.

Puedes dejarlos "rajar" a su gusto y sin decirles nada, que ellos mismos sacarán sus propias conclusiones y se irán montando solitos la película. Es más, veremos cómo se autoencabronan hasta que al final sonarán como quien sale de una habitación golpeando tras de sí una puerta y, muy posiblemente, no volvamos a tener noticias de ellos hasta pasadas unas horas en las que volverán más calmados.

4-Son seres solitarios.

En realidad no los aguanta ni Dios, para qué vamos a andar con paños calientes, salvo aquellos que los idolatran (tienen sus fans) o de su mismo círculo e intereses. Resulta curioso en este último caso sin embargo, cómo entre ellos existe cierto "colegueo" y simplemente se prueban a sí mismos en numerosas e inquebrantables discusiones en las que hacer gala de sus conocimientos. No obstante a veces surge otro macho alfa en medio de la manada y es aquí cuando pasamos al punto...

5-Sólo puede quedar uno.

No suele ocurrir ya que por lo general no se sienten cómodos cuando alguien le rebate uno por uno sus argumentos. Pero de vez en cuando coinciden con otro cabezón. Aquí uno puede diferenciar el envite entre dos iguales o entre un tipo que sabe y argumenta de manera razonable y un sabelotodo. El primero suele aburrirse y dejar al segundo con la palabra en la boca y optar por callarse o por el contrario minarlo moralmente de manera tan apabullante que éste acaba huyendo con el rabo entre las piernas. Algo así como los que en las partidas del primer Starcraft quitaban el cable del módem para no puntuar negativamente en los servidores de Blizzard.

6-Mi palabra es ley.

Si hay una verdad, esa es la suya. Y si para ello tienen que aportar miles de datos técnicos que sólo ellos son capaces de buscar en la red o en un libro (de esos ya casi no quedan) ten por seguro que lo harán. Pueden incluso volver al tema horas después al día siguiente, y es que no se quedan tranquilos si de alguna manera han tenido que dar su brazo a torcer. A alguno se le ha visto discutir acerca de la virginidad de la princesa Peach en su lecho de muerte. Incorregibles.

7-Sólo se dirigen a tu persona si eres digno de Mordor.

De otro modo no harán nada que les obligue a responderte o dirigirte la palabra. Son los "putos amos" y sólo aquellos de alta estirpe entran dentro de sus conversaciones salvo si ven muy claro que pueden apuntarse un tanto. Y si enunciamos a su favor, ten por seguro que estarán escribiendo con una sola mano. En el caso de molestarles con un comentario, entonces sí se revolverán. Y si para ellos es muy evidente que puedes dejarles en ridículo tampoco te contestarán. Lo mismo sucede con aquellos que escriben en webs, blogs o foros. No se molestarán en devolverte el saludo simple ya llanamente porque además de ser unos prepotentes son unos maleducados.

8-Licencia para faltar.

Suelen ser bastante maleducados aunque muchos lo ocultan sobre todo si la "reyerta" surge en un lugar público. Les encanta mantener su estatus de persona coherente, recta y abierta, aunque con toda probabilidad y de poder verlo, su pantalla esté salpicada de espumarajos y bilis. Además es muy fácil sacarlos de sus casillas y pronto se les ve el tono.

9-Oro parece, plátano es.

En verdad cuando los lees o escuchas parece que saben lo que se dicen y además lo hacen de manera grandilocuente. Y es así para los que no dominan un tema o prefieren debatir sobre un tema concreto de manera superficial. Lástima que sus conversaciones a veces resulten tan estresantes, sino seguro que alguna cosa dentro de lo malo se podría aprender.

10-Más falsos que un billete de cinco duros.

Para ser así he de decir que tampoco son trigo limpio y podrían vender a su madre para su mismo beneficio, aunque he de admitir que en este último punto me he basado en mi experiencia personal. Son amigos de chismes, de dimes y de diretes, máxime cuando pueden apuntarse un tanto o acercar a su posición a un posible enemigo potencial.

No están todas las que son pero sí todas las que están. Seguramente vaya encontrando algunas más. Podéis mencionar las que a vuestro parecer podrían incluirse y editaré el artículo haciendo mención. Espero al menos que os haya entretenido y divertido. Yo al menos lo he hecho.

Hasta la próxima y gracias por pasaros.
Si te ha gustado, comparte la entrada :

2 comentarios:

  1. Fantástico articulo, no podías haber definido mejor según que fauna hay por ahi. No son muchos pero arman jaleo como cien.

    ResponderExcluir
  2. Ya te digo si hacen ruido... hasta estoy por añadir algún punto más, porque cada día que pasa les encuentro algo nuevo :)

    ResponderExcluir

Échale un vistazo a todas las entradas de RetroNewGames

 
Toggle Footer
Top