7 de maio de 2011
0 comentarios

Xogo - Retro: Safari (arcade)

5/07/2011
Estamos otra vez de vuelta y para hacer honor al motivo por el cual este blog fue creado, hoy os traemos (que digo traemos, traigo que para eso sólo escribo yo ^^ ) una pequeña reseña en formato jugable llamado Safari, un videojuego creado cuando yo era aún un muy pequeño infante, allá por este mismo mes del año 1977.

Poco por no decir nada hay referente a este título creado por Gremlin en la red. Una compañía que se pierde en la noche de los tiempos y que nada tiene que ver con la más conocida Gremlin Interactive.

el jueguecito de marras


El juego aunque en un principio pudiera parecer que gráficamente usaba el modelo "escala de grises" muy acostumbrado en los arcades de la época, era de los pocos que utilizaban en realidad una paleta de colores en blanco y negro. Algo que ahora visto tras el paso del tiempo puede ser síntoma de excelsa cutrez pero que entonces no dejaba de ser algo extraño e incluso original.

En Safari y como su nombre indica, encarnamos a un "valiente"  cazador que rifle en mano, acomete contra todas las bestias malvadas y feroces que puedan asolarnos durante nuestro plácido paseo por el África más salvaje. Nótese mi ironía pero es que lo que pienso acerca de los safaris de muerte no es apto para menores.

Los personajes aunque hoy en día nos puedan parecer una maraña de pixeles eran entonces muy detallados para usar un simple color que es el blanco. Grandes  y con unos movimientos bien definidos para juegos similares del momento. En total serán cuatro los animales que el jugador pueda cazar, y aunque no todos serán igual de fáciles de capturar esta dificultad se verá recompensada en el marcador.
todo el hype que podía traer la publicidad


Así tendremos:

Serpientes y leones son los animales más lentos y cada uno nos otorgará la friolera de 100 puntos cada uno. Jabalíes salvajes son quizás los más rápidos que correteen por la pantalla dándonos en total unos 200 por abatida. Y por último una especie de patos o lo que la imaginación nos dé , más difíciles y con la poderosa cifra de 300 puntos.

El contacto con leones y jabalíes supondrán la inmediata muerte del jugador, pero... calma, podremos continuar pues nuestras vidas serán infinitas salvo los 90 segundos con los que contaremos para conseguir la mayor puntuación. Nada más y nada menos. Era entonces muy típico y hoy sería frustrante que una partida de 25 pesetas de las viejas durase como mucho poco más de un minuto y medio.

La jugabilidad es un tanto deficiente, y aunque nuestro tirador responda bien a la pulsación, será tan limitado su movimiento (hacia arriba y abajo por toda la pantalla tan sólo pudiendo disparar de derecha a izquierda y sin poder hacer movimientos oblicuos) que será muy difícil conseguir una buena puntuación. Por si fuera poco y para ponerlo más complicado, una barrera estática justo en el medio frenará cualquiera de los disparos que efectuemos a los sufridos animales.

En resumen, un juego que no aporta nada hoy mismo al género arcade y que como curiosidad simplemente lo cito, pero que sin ninguna duda es totalmente olvidable y que resulta ser un fallido intento de hacer algo similar a Gun Fight, del cual copia casi todo y que este a todas luces es superior aunque más antiguo.

la "maquinita"


Apartado técnico:

CPU : Z80 a 1.93356 Mhz- la explosión de los megaherzios. O_O
Orientación de pantalla : Horizontal
Resolución de vídeo : 256 x 224 pixels
Refresco de pantalla : 60.00 Hz
Paleta de colores : 64 - se los dejaron por el camino.

Jugadores: 1
Control : joystick de 4 direcciones y 2 de dos direcciones.
Botones : 1 - el de disparo

Curiosidades:

Esta versión fue un esfuerzo conjunto entre Sega y la propia Gremlin. La cabina en la que fue por primera vez mostrada, estaba decorada por un "side art" de tonos verdosos y aderezado por un cazador, tal cual como si el jugador se encontrara en la jungla. Ciertamente había que echarle mucha imaginación, pero lo curioso es que esta pudo haber sido la primera máquina en usar dos palancas de mando. La primera traía un mando de cuatro direcciones pero la siguiente remesa lo hacía con una máquina en la que dos palancas con dos movimientos cada una hacían la función de esta primera más completa.

Nada más por ahora. Me alegro de estar de nuevo con ustedes.
Si te ha gustado, comparte la entrada :

0 comentarios:

Postar um comentário

Échale un vistazo a todas las entradas de RetroNewGames

 
Toggle Footer
Top